Anuncios Blogs

Publicidad

Intro

    Coaching para redecorar tu vida

          por

Tomémonos un segundo más

 

Podríamos definir los prejuicios como la formación de una opinión o la emisión de un juicio anticipadamente. Normalmente son opiniones desfavorables que se apoyan en experiencias o creencias del pasado que han generado juicios negativos sobre algo o alguien. Quizá incluso provengan de un juicio correctamente fundamentado en el momento en el que fue emitido, pero cuando pasa a convertirse en ley para el futuro, corremos un riesgo muy alto de equivocarnos.

 

Emitimos juicios todos los días y es absolutamente normal y muy beneficioso en incontables ocasiones. La cuestión es si esos juicios son objetivos, es decir, si están fundamentados en hechos concretos y demostrables, o si son juicios subjetivos, sin fundamentar, basados únicamente en la impresión que tenemos de algo y en la particular mochila de prejuicios y creencias que cada uno de nosotros acarrea.

 

En el coaching profesional de calidad utilizamos una herramienta para acompañar a nuestros clientes en la revisión de los juicios que emiten y que influyen en las decisiones que toman o quieren tomar. Se llama Escalera de Inferencias y lo que hace básicamente es recorrer en un sentido u otro los pasos que da el cerebro para emitir un juicio. Pero ¿cuáles son estos pasos?

 

Todo comienza por la percepción de la situación. Es el primer paso que da el cerebro y también el primer peldaño de la Escalera de Inferencias. A partir de aquí, lo segundo que hace el cerebro es seleccionar los datos que le parecen más relevantes. Este sería también el segundo peldaño. El tercero sería la obtención de conclusiones en base a esos datos seleccionados. El cuarto paso( y peldaño) ya consiste en articular una historia con los datos previamente seleccionados. A partir de ahí el cerebro emite un juicio. Este sería el quinto paso y  también el quinto peldaño de la Escalera de Inferencias. Ese juicio emitido lleva al cerebro a tomar una decisión, este sería el sexto peldaño. Y finalmente, el séptimo paso y peldaño sería llevar a cabo una acción como consecuencia de la decisión tomada.

 

Si ese recorrido del cerebro no está fundamentado en hechos objetivos desde el principio,  todo lo demás estará equivocado y será sobre ese error de interpretación sobre el que construiremos nuestras decisiones y acciones. Esto ocurre tanto en la vida personal como en el entorno profesional, y puede llevarnos a tomar decisiones con consecuencias nefastas.

 

Como dice el spot de Coca-Cola, tardamos muy pocos segundos en emitir un juicio. Tomémonos un segundo más para derribarlo.

 

  

 

titilopez@ondapositiva.es

Titi López trabajó más de 20 años en publicidad.

Ahora es coach personal, ejecutivo y de equipos.

Es Past President de la International Coach Federation.

Ha publicado el manual de liderazgo y emprendimiento “La Estrategia del Cid”

 

Comentarios

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Secciones

Publicidad

julio 2017

dom. lun. mar. mié. jue. vie. sáb.
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31